El proceso de selección de personal suele ser un largo recorrido dividido en varias fases especializadas que se coordinan para lograr los objetivos requeridos por cada parte del proceso.

En ADMINAGÉS, tu asesoría de confianza en Zaragoza te contamos que la selección de reclutamiento es un proceso que requiere tiempo, experiencia y dedicación para identificar a los futuros candidatos.

Normalmente, este procedimiento se realiza en respuesta a la provisión de puestos vacantes. Esto pueden tardar semanas en satisfacerse si no se realizan correctamente.

¿Y cómo se puede llevar a cabo correctamente el proceso de selección de personal?

Desde ADMINAGÉS te explicamos que en primer lugar, debes considerar las fases que lo conforman y el orden en que realizas las acciones para identificar a los candidatos.

La manera correcta del proceso de selección de personal, requiere tiempo, experiencia y metodologías acordes a las necesidades de las vacantes.

Además, a la hora de gestionar el proceso de selección, es importante actuar correctamente en todas las fases para garantizar que los resultados del proceso sean plenamente exitosos.

– El primer paso importante en el proceso de contratación es obtener la información y las características necesarias para ayudarle a definir su perfil de puesto con la mayor precisión posible.

El objetivo de esta primera fase es incluir información de interés como:

  • Entorno donde opera la empresa.
  • La situación del mercado en el que se opera.
  • El plan de negocios que tienes a corto, mediano y largo plazo.
  • Fortalezas y debilidades/limitaciones de la empresa.
  • Conocimiento de la situación de las distintas áreas y departamentos de la empresa y la finalidad que persiguen.
  • Si los cambios previstos afectan al futuro de la empresa.

Después de analizar toda la información anterior en conjunto, desde ADMINAGÉS, te contamos que lo siguiente es documentar una descripción de los requisitos del puesto que debe cumplir el candidato. Esto tiene en cuenta la experiencia, la educación, la formación y las características de capacidad requeridas para desempeñarse.

Uno de los puntos clave es entender y reflejar con precisión la descripción del trabajo contenido en la oferta.

– El segundo paso, hay que reunir el número máximo de candidatos válidos para cubrir la vacante y realizar la primera preselección de los candidatos. Esto le permite identificar quién participará en el propio proceso de selección.

Tener herramientas y estrategias digitales que ayuden a adquirir e identificar candidatos es un activo que ayuda a acelerar y agilizar su proceso de reclutamiento.

– Este tercer paso, requiere que toda la información sobre la carrera personal, escolar y profesional del candidato, así como todos los patrones de comportamiento que determinan las habilidades del candidato, ya hayan sido recopiladas. Ahora es el momento de elegir al candidato perfecto de la lista de candidatos.

Estas son las principales etapas del proceso de selección de personal. Es posible que deba realizar pasos adicionales o un análisis más completo. Estas medidas adicionales requieren una cantidad considerable de tiempo adicional que seguramente no tengas.

Para ahorrar tiempo y gestionar adecuadamente el proceso, muchas empresas optan por externalizar el proceso de selección presencial. En ADMINAGÉS, tu asesoría de confianza en Zaragoza nos encargaremos de ayudarte durante el proceso de preselección y selección del personal adecuado para tu empresa.